Google+

Carnaval de... cuidados

Desde hace un par de días tenemos una "Tuitversación" (Conversación en twitter) que se inició con este comentario de @Bebra_enf
a la entrada sobre "Claridad de las recomendaciones al paciente en el informe de alta hospitalaria" de la Red Ciudadana de formadores en seguridad del paciente que nos venía a recordar que la documentación que se le entrega al usuario ha de estar en lenguaje sencillo; algo que las grandes iniciativas como la Colaboración Cochrane y el Instituto Joanna Briggs  vienen haciendo desde hace tiempo.




Lo cierto es que el debate sobre la comunicación de lo valorado, lo realizado y los puntos de interés en la futura atención y autocuidado de los pacientes que son dados de alta desde las instituciones de atención "puntuales" (iba a poner a agudos, pero me chirria) no sólo está en twitter y que esta herramienta con sus 140 caracteres no parece ser el marco adecuado para exponer argumentos e ideas al respecto.

Así que creo que es posible enriquecer este intercambio de ideas aprovechando la tendencia de los "Carnavales" de blogs y la "masa crítica" de blogs de enfermería en castellano para lanzar este "Carnaval de cuidados" centrado en el debate sobre la comunicación y el lenguaje empleado en los documentos que reflejan el trabajo realizado.

Como esta semana hay algunos eventos importantes para la blogosfera enfermera española (y latinoamericana) creo que lo mejor es dejar de plazo para que quien quiera pueda sumar su blog a la iniciativa hasta el próximo 25 de Noviembre.

Por mi parte trataré de darle difusión a esta iniciativa puntual en las redes (TW, FB, G+, LinkIn...) y no me cabe duda de que Wikisanidad podría darle cabida si su repercusión así lo merece.

PD: Como Hastag para seguir las entradas de este carnaval en twitter podríamos usar #ICCuidados y redifundir las entradas que sobre el tema ya hemos visto publicadas.

9 comentarios:

  1. Excelente idea.
    Es cierto que los 140 caracteres del amigo TW son escasos. Espero que volquemos aquí lo esencial de nuestras reflexiones.
    Y al hilo de lo que comentábamos esta madrugada, resumir al menos mi punto de vista, en el sentido de que es necesario que al paciente se le facilite información comprensible, adaptada a su nivel de entendimiento, acerca de los cuidados que se le proporcionan, la finalidad de los mismos y su nivel de progreso; no únicamente en el momento del alta o la transición entre "dispositivos asistenciales" sino desde su acceso a los mismos.
    Y por otra parte está la figura del informe profesional, "pericial" si queréis, que en lenguaje enfermero, transmite el plan de cuidados completo de un profesional a otro, y no hablo únicamente de enfermera-enfermera. De la misma manera que los facultativos utilizan un lenguaje, el mismo, para comunicarse con un psicólogo que con un trabajador social que con una enfermera, nosotros podemos utilizar el nuestro con la misma finalidad. No así con el paciente, para el que esta madrugada proponíamos utilizar la "figura" de las _recomendaciones_
    El problema radica en que ni todos los pacientes tienen el mismo nivel de comprensión de nuestros mensajes, por mucho que intentemos hacerlos asequibles, ni todas las enfermeras tienen la misma capacidad para hacerse entender, en el supuesto de que lo pretendieran...
    Son esas "pequeñas" dificultades a superar ¿verdad?
    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Estimado Roberto, la intención de esta entrada no es ni mucho menos centralizar el debate.

    Se trata de que todo blog de enfermería en castellano que quiera hacer una entrada sobre el tema la publique y la difunda con el HT #ICCuidados tanto esas aportaciones como los comentarios y parte (lo que pueda) dicho en twitter se tratará de agrupar en Wikisanidad (@manyez ya nos ha ofrecido su apoyo) para que quede como material de referencia sobre este debate.

    Comparto gran parte de tu argumentario y, tal y como comenté en twitter, creo que esa "dualidad" puede ser afrontada con las TIC.

    Gracias por aportar.

    ResponderEliminar
  3. Hola, dejo por aquí mi opinión sobre este tema tan interesante porque a twitter, a veces, me es más dificil seguir hilo de opinión.

    El tema de las "recomendaciones" creo que deben ser consensuadas con la persona que cuidamos, por lo tanto, el lenguaje y formato creo que deben ser el de la persona a la que van dirigidos. Y no sólo eso, sino que la información que aparezca debe ser la que previamiente la persona ha elegido y cree más adecuada.

    Otro tema que creo podríamos considerar es el de ¿qué sentido tiene un ICC y unas recomendaciones sin un alta enfermera? En, demasiadas ocasiones, las personas reciben el alta médica sin que podamos garantizar que él/ella o sus cuidadores principales tengan el conocimiento, las habilidades y/o los recursos suficientes para poder cuidarse en casa.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  4. Adaptar la información al nivel del paciente, que es lo apropiado bajo mi criterio, dificulta la intervención de las TIC en la elaboración de las recomendaciones, como sugería X.M.Meijome.
    Por otra parte, en lo que respecta al "alta enfermera" creo que es un concepto heredado y que no nos resulta tan de aplicación, al considerar el proceso del paciente como un continuo, en el que en unos momentos necesita de los servicios enfermeros (y de otros profesionales) de algún dispositivo asistencial, y en otros, los de otro. En los casos en que efectivamente se soluciona el problema, procede un alta enfermera, por supuesto.
    Lo que sucede en los hospitales es que no intervenimos en la decisión de cuándo un paciente está en condiciones de irse de alta. A pesar del concepto de "multidisciplinariedad" de la asistencia, sigue siendo el facultativo quien decide de manera unilateral estas cuestiones. De ahí que consideremos la conveniencia de un informe de "continuidad" de cuidados (no de alta de los mismos, y orientado a otros compañeros de otros dispositivos que atenderán al paciente en lo sucesivo) y de unas recomendaciones asequibles para el paciente.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  5. Me apunto al Carnaval de Cuidados, Escribiré algunas reflexiones sobre ICC + Rcomendaciones al alta. Imprescindibles ambas, pero con diferencias significativas,
    Seré práctica más que teórica, me pondré en "la piel del otro", tanto como enfermera como paciente. a ver que sale.
    Gracias por esta reflexión en voz 2.0, me encanta la #inteligenciacolectiva
    un saludo rosa

    ResponderEliminar
  6. Me sumo a este Carnaval de Cuidados sobre las recomendaciones al paciente y su relación con el informe de cuidados, no en vano, una buena parte de mi trabajo diario se centra en ello. En breve publicaré mis reflexiones en mi blog

    ResponderEliminar
  7. Muy buenas:

    No creo poder añadir nada nuevo a lo aportado a través de Twitter, pero no quería dejar pasar la oportunidad de comentar de un modo más global y organizado. Así que, agradeciendo a “Enferevidente” que nos haya abierto su casa a través de esta entrada, allá voy:

    En mi opinión, el Informe de continuidad de cuidados (ICC) resulta del todo fundamental. ¿Para quién? En primer lugar para el paciente, por supuesto. Entiendo que él es el propietario tanto del informe como de la información contenida en el mismo. Otro tema es que, además, resulte ser una herramienta comunicativa poderosa y más que necesaria para nosotros, los profesionales.

    Entonces, ¿qué información debería incluir? Pienso que debe incluir información sobre la situación de salud del paciente. Es decir: el paciente tiene todo el derecho a saber que tiene un “Deterioro de la Integridad cutánea”, qué intervenciones se han llevado a cabo para tratar su problema, cuales son los resultados obtenidos tras esas intervenciones y cómo es su situación al alta en relación a ese problema. Exactamente igual que conoce que ha tenido un SCASEST, que se le ha realizado una ACTP en el que se le han colocado un par de stents y que se va a casa con una permeabilidad del 100% de los vasos afectados.
    Pero además de todo esto, del mismo modo que necesita conocer que se tiene que tomar el acido acetil salicílico y el clopidogrel a diario, ha de saber qué debe hacer con su “Deterioro de la Integridad cutánea”. Y es aquí donde entran en juego las Recomendaciones. En mi opinión éstas deben ser escritas en lenguaje no técnico, fácilmente comprensible y de modo conciso. Pero lo más importante, creo, es que deben estar basadas en la mejor evidencia disponible. Existe, en mayor o menor grado. “Sólo” hay que buscarla y normalizarla.

    Cierto es que, como se ha comentado, no todo los pacientes tienen la misma capacidad de comprensión y que no todos los enfermeros tenemos la misma capacidad de empatizar con los pacientes. Cada uno es muy consciente como profesional de aquello en lo que tiene amplias oportunidades de mejora. Pero este asunto no nos puede poner puertas al campo. Si no lo intentamos, nunca lo conseguiremos. Eso, en mi opinión, está más que claro.

    Quizás los ejemplos no hayan sido los más pertinentes. Han sido los primeros que se me han ocurrido… Y perdonad si en algún momento he aportado una reflexión incongruente. Hablo desde la perspectiva de una enfermera “idealista” (a veces demasiado…) que desempeña su labor asistencial en una Unidad en donde NO se realizan Informes de Continuidad de Cuidados… Pero todo se andará...

    Saludos a todos.

    ResponderEliminar
  8. Encantada de leer todas las aportaciones.
    En nuestro hospital estamos en una primera fase de implantación del informe de enfermería en aquellos pacientes que son trasladados a otros centros o instituciones, y entendido como información que se transmite a los colegas de la misma. En el caso de alta hospitalaria se entrega el informe médico junto con las recomendaciones específicas para el paciente, y se le pide que se lo lea antes de marcharse, por si tiene alguna duda. Tal vez la lectura debería hacerse junto con la enfermera para lograr el necesario feed back. ....

    ResponderEliminar

Normas de Publicación de Comentarios:

1.-Non se aceptarán comentarios que non teñan relación coa temática tratada neste blogue e o artigo en cuestión. Para comentarios de índole xeral empregar outras canles.
2.-Prefírense os comentarios asinados ainda que se permiten os anónimos. A educación e o respeto son imprescindibles porén a confrontación argumental que poida existir. Non se publicarán descualificacions ou insultos aínda que o autor se identifique.
3.-Si o teu comentario non se publica ó cabo de 48 horas podes porte en contacto polas vías alternativas; asemade si sufres atrancos técnicos.

Gracias pola túa aportación
Gracias por tu aportación
thanks for your input